Caos donde sea que mires

Por Vi

Mi nombre es Vi. Me encargo de proteger la ley y este es mi pueblo, Piltóver. La gente lo llama la Ciudad del Progreso, o al menos así la llamaban hasta que apareció ella.

Su nombre es Jinx. Así como la conocen. Nadie sabe en realidad quién es o de dónde vino. Este esquelético dolor de cabeza apareció un mal día disparando al aire sus armas de artillería pesada. Riéndose, siempre riéndose como desquiciada. No la soporto.

Todo cambió cuando se le ocurrió venir a la ciudad. Ahora Piltóver bien podría llamarse la Ciudad del Crimen. Hay pánico entre la gente, desorden en las calles y caos generalizado donde sea que mires.

Y lo peor de todo: nada tiene sentido. Si le preguntaran a Jinx por qué está armando todo este alboroto, probablemente daría un millón de excusas diferentes. Pero sólo hay una cierta:

Se está divirtiendo.

Piltóver no es más que un juguete para ella. Se lo está pasando de lo mejor y no le importa a quién lastime.

Pues bien, estoy aquí para terminar con la fiesta.

No me importan sus motivos. No me importa cuál sea su triste historia. Voy a sacarla de circulación por un buen rato. Y antes de hacerlo, lo prometo: voy a borrarle esa estúpida sonrisa de la cara.

Permanentemente.



4 years ago